Bruce Springsteen en Madrid 2016, lo de menos fue la música

He dejado reposar un poco el concierto de Bruce Springsteen en Madrid, para ver qué pasaba cuando se asentara todo…

Es difícil dar una opinión que resuma todo lo vivido el pasado sábado. Pero al final, pienso que lo que más me gustó del concierto fue todo lo que lo rodeó.

Como siempre que viene a Madrid, este año tenía entrada de grada. Así que por la mañana me pasé por la cola a ver si veía a alguien conocido. Saludé a Luis y a María, que debutaban en esto de las largas esperas para estar en el pit… Estaban muy contentos e ilusionados y eso me alegró mucho.

Después fui al hotel donde se alojaban los del viaje de Point Blank, y allí me encontré con Jordi, Itziar, Adelaida, Pilar y Juan… ¡Genial! A algunos los vi en Barcelona, a otros no los veía desde Kilkenny en 2013.

Fuimos a comer, sobremesa larga, café… y ellos se fueron a prepararse para el concierto y yo para el estadio.

Había unos controles de policía extraordinarios. Desde La Castellana, no podías acercarte al estadio si no tenías entrada. Imaginé que eso haría que hubiera grandes colas más tarde y avisé a los que venían conmigo para que adelantaran la hora de llegada un poco.

Flecha y mi madre llegaron a la vez por dos esquinas diferentes. Conseguí darles las entradas a cada uno y nos encontramos dentro. Todo ok. Faltaba Tere, pero ella tenía sus entradas… No había problema.

01 Esperando

Entramos al estadio, localizamos nuestros sitios… y a esperar. Ver cómo se va llenando… localizar a algunos amigos que ya están en sus sitios… tomar algo… ir al cuarto de baño del Bernabéu… Esas cosas… Relajarse después de un día tan intenso, pero en el que todo había salido bien…

Finalmente, a las 21:11, empezó el concierto.

03 Durante

Ya de entrada pudimos comprobar que el sonido era lamentable. Terrible. No he ido nunca a un concierto en el Bernabéu que se oyera bien, pero lo del otro día fue horroroso.

El único sitio, abajo, delante y en el centro.

En cuanto al repertorio, depende mucho a quién preguntes… Yo disfruté, porque la entrada vale una pasta y ya que estoy allí, viendo a Bruce Springsteen, no me voy a estar enfadando… Además, es verdad que hizo todos los grandes éxitos que quiso, canciones que ha machacado hasta la saciendad estas giras pasadas, que no eran “The river tour”… Pero no dejan de ser buenas canciones.

Que la gira The River había dejado de serlo ya lo vimos en Barcelona, lo confirmamos en Donosti… de Lisboa ni hablamos… y en Madrid ya se la enterró.

Y aun así es algo que nos preocupó a muy pocos. Desde mi sitio pude ver un estadio entregado, saltando, bailando, disfrutando… Y eso lo ve Bruce también.

Le podemos criticar que vaya a lo fácil… que el público también habría bailado y disfrutado con Cadillac Ranch… con Meet me in the city… Con Roulette… Pero efectivo fue. Misión cumplida.

04 Encores

Tuvimos doble momento niño cantor en Waitin’… donde demostramos el nivel de la educación bilingüe en Madrid… Momento Dancing… Aun así faltó el momento Ramrod para poder mover el culo… Ya no hay The River ni para eso… 😉

Tres horas veinte minutos después, con el final de Thunder Road acústico, se marchaba Bruce para el hotel que al día siguiente tenía que madrugar… Jessica estaba compitiendo en el Club de Campo.

Nosotros no teníamos que madrugar, pero también estábamos cansados.

06 Final del concierto

Cuatro años después de aquel gran concierto de la gira Wrecking Ball, ahí seguimos. Lo de menos fue la música. Me encantó poder volver a disfrutar del espectáculo Springsteen, de todos sus mejores trucos… y en la compañía de todos con los que estuve.

Al final, antes de volver a casa, pude comentar también con Pilar y Juan camino de su hotel…

Bruce y nuestros Ties that bind…

Leave a Reply